martes, 1 de septiembre de 2009

DEL DINERO













Poderoso caballero es Don Dinero


El cartel decía algo así:

Una pequeña colaboración
tuya es mucho para ellos,
con la cara de un niño africano,
lleno de mocos y moscas.

Lo jodido del asunto
es que el cartel
estaba colgado
en la pared de un banco.

En el que yo,
haciendo cola,
iba a ingresar un dinero
por la compra de un libro.
Nueve pavos.

Cuando me llega el turno,
la cajera,
con sus anillos de oro,
su colgante y pulsera de Tous,
su pelo brillante y bien peinado,
su camisa perfectamente dispuesta
para enseñar un generoso escote,
y las uñas más cuadradas
que he visto en mi vida,
ella,
me dice,
que la transferencia
más el importe del libro
me sale por dieciseis pavos.
Echa cuentas.

Sorprendido y cabreado,
para que te voy a engañar,
le suelto:

¿ A donde coño van los siete pavos de más?

Me dijo que eran gastos de
transferencia e historias similares.

¡Hombre, si lo mandais para los de la foto no me parece mal!
señalándole la imagen del
peke mocoso.

Ese ingreso lo tendría que hacer usted en otra cuenta, son cosas distintas.

Monumentalmente rebotado,
con la sensación de haber tenido
una pistola fría en la espalda,
salí de allí echando hostias.
Sin ingresar la pasta para el libro.

Y el crío,
lo siento mucho,
de cuore,
que le ayude la cajera,
o su jefe,
o quién sea,
con sus relojes de doscientos pavos,
sus colgantes y anillos de Tous,
y sus pechos y cuerpos perfectos.

Que a mi,
la pasta,
no me sobra.




Inédito de Ángel Rodríguez (voltios)

3 comentarios:

AuROraZa dijo...

Qué bueno chico!!

Yo también lo he pensado, lo de ese niño y sus mocos. Y, no sé, si desgraciadamente o afortunadamente (todavía lo estoy pensando), conforme a mi experiencia, recalco conforme a mi experiencia, la gente humilde se gasta generosamente más dinero que la gente de esas pelas.

Lo que quiere decir que hubiese sido mUcho y recalco mUcho más fácil convencerte a tí de donar esos pavos al de los mocos, que convencer a la pánfila adicta de Tous con las uñas perfectas.

Te lo digo con la experiencia de la venta en la mano, con ninguna otra cosa.

Un abrazote.


Ah! y soy capaz de apostarte una birra.

Angel dijo...

Birra apostada, pa cuando nos veamos.

:p

AuROraZa dijo...

jejeje! ;D of course!